Comer cereales frente a la computadora

GASTROENTEROLOGÍA

COLONOSCOPÍA

Esta es una técnica endoscópica que pretende la visualización de la pared del intestino grueso (colon), y en ocasiones los últimos centímetros de íleon terminal, con el fin de poder diagnosticar distintas enfermedades de estas localizaciones. Para la realización de esta técnica es necesaria una preparación previa, ya que el intestino debe estar limpio.

Este examen debe ser solicitado por tu médico tratante o gastroenterólogo con la finalidad de obtener un resultado que va a servir para determinar, modificar, adecuar o corregir el tratamiento en caso de trastornos del aparato digestivo.

El procedimiento es realizado con el fin de realizar seguimiento de enfermedades ya diagnosticadas y/o diagnosticar alteraciones en las paredes del colon como tumores (masas), zonas estenóticas (zonas estrechas o cerradas), inflamaciones (colitis) a veces apreciables a simple vista y otras veces solo detectables al microscopio mediante biopsias y divertículos de estas localizaciones.

f2.jpg

Según la recomendación de tu gastroenterólogo, este examen puede ser colonoscopia total o colonoscopia con sedación.

 

ENDOSCOPIA DE VÍAS DIGESTIVAS ALTAS

Este procedimiento requiere de un anestésico local en la faringe y en algunos casos sedación endovenosa; consiste en introducir un endoscopio (tubo flexible) por la boca hasta llegar al duodeno. El médico hará esto en forma manual empujando suavemente para que avance hasta visualizar la totalidad de la estructura del aparato digestivo alto, se inyecta aire en el estómago para favorecer su visualización.

 

Cabe la posibilidad que durante el procedimiento haya que realizar modificaciones por los hallazgos. Por ejemplo, se puede realizar una biopsia u otros procedimientos endoscópicos según el caso.